• Brenda Estefan

Decisiones migratorias de Biden, por el camino correcto

Colaboración publicada originalmente en El Economista.



El pasado martes, el flamante presidente de los Estados Unidos, Joe Biden, cumplió una importante promesa de campaña. Firmó tres órdenes ejecutivas destinadas a revertir las políticas migratorias nativistas de la administración Trump. Al terminar de firmar los documentos en la oficina oval, Biden dijo a los periodistas ahí reunidos: "No estoy haciendo nuevas leyes, estoy eliminando las malas políticas". ¿A qué se refería Biden con esta frase? y ¿qué implican en la práctica las nuevas órdenes ejecutivas?.


Donald Trump hizo de la agenda migratoria una parte central de su administración. A lo largo de los cuatro años de su gobierno, llevó a cabo más de 400 cambios en política migratoria, los cuales redujeron de manera dramática las opciones de migración documentada e indocumentada hacia los Estados Unidos. En campaña, Biden prometió que en sus primeros 100 días de gobierno tomaría “acciones urgentes para terminar con las draconianas políticas migratorias de la administración Trump.”


Con las órdenes ejecutivas firmadas esta semana, la administración Biden ha delineado acciones escalonadas de desmantelamiento de las políticas trumpistas, quizás con el fin de no generar falsas esperanzas que inciten a un repentino aumento del flujo de migrantes buscando llegar a EEUU y una percepción de que la frontera está fuera de control. Por motivos de espacio, describo de manera somera las implicaciones de dichas órdenes.


La primera, instruye la creación de un grupo de trabajo enfocado en reunir a las familias que fueron separadas al cruzar la frontera bajo la política de “tolerancia cero” implementada por Trump. Se estima que 611 niños continúan separados de sus padres.


La segunda orden es la más amplia y pretende evaluar la conveniencia de rescindir programas o políticas migratorias. Entre las políticas que se instruye valorar está el programa “Quédate en México”, responsable de haber dejado en el norte de nuestro país a más de 67,000 solicitantes de asilo, viviendo en condiciones de marginación mientras esperan audiencias judiciales para presentar sus casos de protección en EEUU. También se apunta al análisis del “Interim Final Rule”, lo que de facto convirtió a México en tercer país seguro al imponer como restricción a la elegibilidad para el asilo, el que los migrantes hayan solicitado y se les haya negado el asilo en su primer país de tránsito.


La tercera orden ejecutiva se enfoca en los procesos de migración legal, e instruye una revisión al proceso de naturalización y a políticas tales como “Public Charge”, la cual castiga a migrantes legales que utilicen beneficios públicos, perjudicando sus posibilidades de acceder al estatus de residente.


Todo estos temas son de gran relevancia para México y para los mexicanos que viven al norte del Río Bravo, y se suman a las órdenes ejecutivas firmadas por Biden en el primer día de su gobierno para detener la construcción del muro y fortalecer el programa DACA, que beneficia a los dreamers (migrantes indocumentados que llegaron a Estados Unidos cuando eran niños). Además hay un evidente cambio en el discurso desde la Casa Blanca, pasando del racismo, el odio y la xenofobia a un mensaje de inclusión, respeto a la diversidad y reconocimiento a las aportaciones de los migrantes.


Sin embargo, no se pueden echar las campanas al vuelo, los retos para la administración Biden en materia migratoria serán colosales, ya que las decisiones tomadas por la administración del magnate neoyorkino moldearon a fondo el sistema migratorio estadounidens. Pasará mucho tiempo antes de que el legado migratorio de Trump pueda ser completamente desmantelado. La esperanzadora reforma migratoria propuesta por Biden, de hecho, está aún lejos de ser una realidad y se antoja difícil que sea aprobada en el corto plazo.


Brenda Estefan


Analista de política internacional: estudió Relaciones Internacionales en la Universidad Iberoamericana y tiene una maestría en Gestión del Desarrollo por la London School of Economics, se desempeñó como Representante de la Secretaría de Gobernación en la Embajada de México en Estados Unidos, trabajó en el Banco Interamericano de Desarrollo y actualmente es analista de política internacional en diversos medios de comunicación como MVS Noticias y El Financiero/Bloomberg.


Globalitika ©2021