El Estado desarrollador en el mundo: Estado fuerte y crecimiento acelerado, lecciones para México

El periodo más exitoso del desarrollo económico de México fue de 1933 a 1973: 40 años de crecimiento económico de 6% anual, sin crisis. El “Estado desarrollador” mexicano fue el responsable de impulsar esta estrategia exitosa. El modelo se llamó “el desarrollismo” y su principal objetivo fue acelerar el crecimiento económico, vinculado a la industrialización. Lo inició en México el Presidente Lázaro Cárdenas y su Secretario de Hacienda, Eduardo Suárez. En Brasil, lo impulsó con gran vigor, casi al mismo tiempo, Getulio Vargas. Otro gran ejemplo fue Japón, que logró tasas de crecimiento históricas, emulado por Corea y Taiwán. Francia y España, en la postguerra, adoptaron modelos desarrollistas para reconstruirse, hasta que su motor fue la propia integración europea. Consulta el artículo en PDF aquí.

El Estado desarrollador en el mundo: Estado fuerte y crecimiento acelerado, lecciones para México